Parc Logístic de la Zona Franca surgió de la colaboración del Consorci y Saba Parques Logísticos, que gestionan este recinto de 41 hectáreas de superficie, en el que actualmente se ubican 31 empresas.

El parque empresarial ofrece servicios avanzados y de calidad en seguridad, mantenimiento, recogida de residuos, telecomunicaciones y servicios para las personas; además, cuenta con zonas de aparcamiento, parada de autobús y de metro –la L9 conecta el aeropuerto, la Fira y Barcelona–.

Se estructura en dos áreas bien diferenciadas: una logística, con una superficie bruta de 285.000 m2; y una de negocios de 120.000 m2, con una edificabilidad de 190.000 m2.

ÁREA LOGÍSTICA
Con una accesibilidad inmejorable para el tráfico de mercancías, el Parc Logístic de la Zona Franca nació con el objetivo de convertirse en un referente de la logística de nuestro país. Sus 9 edificios totalizan 120.000 m2 de naves de última generación.

ÁREA DE NEGOCIOS

Estas 3 construcciones de impactante diseño, obra de Ricardo Bofill, son las sedes corporativas del Consorci, Abertis Infraestructuras y Saba Infraestructuras; un privilegiado escaparate, en paralelo a la ronda Litoral, de aproximadamente 1.350 m2.

Tienen en común unas plantas diáfanas con fachadas acristaladas de muro cortina de doble piel, que consiguen el máximo ahorro energético y un óptimo aislamiento térmico y acústico.